Bolsonaro vuelve a aclarar frase sobre el Holocausto que causó polémicaApril 15, 2019 3:38pm

Brasilia (AFP) -

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, explicó a autoridades israelíes este fin de semana que fue malinterpretado cuando dijo la semana pasada que era posible "perdonar pero no olvidar" el Holocausto.

"Estuve una vez más en el Museo del Holocausto. Podemos perdonar, pero no podemos olvidar. Y esa es mi frase: quien olvida su pasado está condenado a no tener futuro", afirmó Bolsonaro el jueves pasado durante un evento con líderes evangélicos en Rio de Janeiro.

Tras las declaraciones, el presidente israelí, Reuven Rivlin, publicó en Twitter, sin hacer referencia directa a Bolsonaro: "Siempre nos opondremos a aquellos que niegan la verdad o que quieran suprimir nuestra memoria - sean individuos o grupos, líderes de partidos o primeros ministros. Nunca perdonaremos y nunca olvidaremos". 

En una carta enviada a autoridades israelíes el fin de semana, Bolsonaro, que visitó el Memorial del Holocausto de Jerusalén el 2 de abril en el marco de una visita a Israel, afirmó que fue malinterpretado. 

"Dejé escrito en el libro de visitas del Memorial del Holocausto en Jerusalén: 'Aquel que olvida su pasado está condenado a no tener futuro'. Por lo tanto, cualquier otra interpretación sólo interesa a quien quiere distanciarme de mis amigos judíos", escribió el mandatario en el mensaje, reproducido por el embajador israelí en Brasil, Yossi Shelley, en sus redes sociales.  

Pero Bolsonaro, que durante su visita a Israel causó otras polémicas al afirmar, por ejemplo, que el nazismo era de izquierda, aclaró su idea de "perdón".

"El perdón es algo personal, nunca en un contexto histórico como en el caso del Holocausto, donde millones de inocentes fueron asesinados en un cruel genocidio", añadió Bolsonaro.

El embajador Shelley defendió al presidente de Brasil. 

"Sus palabras dejaron claro su total repudio al mayor genocidio de la historia (...). En ningún momento de su discurso el presidente faltó el respeto o mostró indiferencia por el sufrimiento judío. No prosperarán aquellos que quieren levantar sospechas sobre las palabras de un gran amigo del pueblo y del gobierno de Israel". 

Desde la campaña electoral que lo llevó al poder en enero de este año, Bolsonaro ha estrechado sus lazos con Israel; el primer ministro Benhamin Netanyahu fue uno de los pocos jefes de estado o de Gobierno extranjeros que asistieron a la ceremonia de asunción del nuevo presidente de ultraderecha.

Acompañado por Netanyahu -un gesto inédito en la diplomacia mundial-, Bolsonaro visitó el 1 de abril el Muro de los Lamentos, lugar sagrado del judaísmo situado en Jerusalén Este, que los palestinos reivindican como capital de su futuro Estado. 

Página 1 de 1
AdChoices

Related Searches

Related Searches

AdChoices